Cuando llevas el fútbol en las venas y metes goles sin querer.

No te pierdas todo esto