Disparando una pistola de agua a 38 grados bajo cero.

En la calle hay una temperatura de nada menos que -38º, si, si, 38 grados bajo cero. A este padre se le ocurre coger una pistola de agua de sus hijos y salir a disparar para ver que ocurre.  Vas a ver que chulo.

Si te ha gustado, comparte en tus redes sociales...
VER  Momentos increíbles grabados en vídeo.